Seguro Maquinaria y Equipo

79

Ya sea que pertenezcan a un contratista o hayan sido alquiladas por la empresa a cargo o por aquél, la inversión en maquinarias y equipos para encarar la realización de una obra siempre es considerable y debe ser protegida.

Además, siempre existe la posibilidad, no deseada, de que su empleo produzca daños eventuales a terceros y este riesgo debería ser amparado por una cobertura accesoria de responsabilidad civil.

El Seguro Maquinaria y Equipo está pensado para proteger, en principio, a las empresas contratistas que emplean maquinarias y equipos destinados básicamente a la ejecución de obras de construcción, montaje, perforación, viales y agrícolas, mientras se están utilizando en el cumplimiento normal de estas tareas.

La póliza ampara máquinas y equipos específicos, que sean de propiedad del asegurado o se encuentren a su cuidado, tenencia o dirección, contra riesgos de pérdida, sustracción o daño originados en factores externos incidentales.

El Seguro Maquinaria y Equipo brinda esta protección así sean bienes propios, alquilados o cedidos en comodato y cuando se encuentren físicamente, operando o en guarda, en el lugar indicado por las condiciones del seguro.

Tal vez te interesa leer: Seguro de camiones de carga, ¿en qué consiste?

El monto asegurable generalmente corresponde al valor a nuevo del equipo o máquina, entendido como el costo de adquisición de un bien original del mismo tipo y prestaciones.

La cobertura básica también suele incluir el tránsito justificado de las máquinas y equipos, ya sea por sus propios medios de locomoción o por un remolque adecuado a cargo del asegurado.

Tipos de máquinas y equipos asegurables:

Aunque existe una variedad muy grande de máquinas y equipos que se aseguran bajo este régimen, los más usuales están constituidos por grúas, autoelevadores, camiones hormigoneros, cargadoras, excavadoras y retroexcavadoras, palas mecánicas, tractores, cosechadoras mecánicas, perforadoras neumáticas, grupos electrógenos móviles, inyectoras de hormigón, máquinas de taller, instrumental, motores eléctricos, bombas y otros varios.

Daños asegurables:

Los tipos de daños y perjuicios asegurables incluyen todos aquellos que pueden sufrir las maquinarias como consecuencia de un evento originado en causa externa, repentina y/o violenta, tales como:

– incendio, explosión, caída de rayos

– robo o sustracción

– golpes, desplomes, vuelco, colisión o impacto con otros vehículos

– inundaciones, vendaval, hundimiento de terrenos

– sabotaje y acciones maliciosas

Exclusiones:

Aunque dependerá mucho de la aseguradora y del tipo de seguro contratado, suelen haber algunas exclusiones regulares, tales como:

– No respetar el peso o capacidad máxima de la maquinaria o equipo señalado por el fabricante.

– Máquinas utilizadas bajo condiciones que difieren de su uso normal.

– Dolo o culpa grave del asegurado, sus apoderados o responsables.

– Deterioro del equipo o alguna de sus partes por uso indebido.            

Recuerda que no importa si ya tienes claro lo que necesitas o si lo que quieres es saber como proteger tu patrimonio, nuestros expertos están para escucharte y ofrecerte los seguros que mejor se adapten a tu empresa y sus necesidades. Contáctanos, somos Elegir Seguro.