Principales tipos de sociedades en Argentina

77

La legislación vigente en el país, establece los tipos de sociedades comerciales que pueden existir formalmente, sin embargo, los usos y costumbres determinan cuáles de ellas son las más utilizadas en la práctica.

En una breve reseña sintetizaremos las formas más usuales, destacando sus principales características y comparando ventajas y desventajas entre unas y otras.

Sociedad Anónima

Conocida y denominada habitualmente por sus siglas S.A., es uno de los tipos de sociedades que tiene mayor popularidad.

La razón de esta preferencia reside, principalmente, en que garantiza a los socios que solo deben responder hasta el monto de sus aportes de capital, sin comprometer su patrimonio íntegro, como ocurriría en una sociedad de hecho. Se establece una clara diferencia entre la hacienda personal y el usufructo comercial.

Otra ventaja importante es que están habilitadas para cotizar en la Bolsa de Valores, lo que facilita la transferencia de acciones, mediante las cuales los socios dividieron el capital.

Como contrapartida, las S.A. están sujetas a mayores regulaciones y su constitución requiere de más exigencias y gastos.

Deben presentar balances, llevar libros de registros y realizar asambleas con periodicidad anual, todo lo cual es monitoreado por organismos reguladores.

Esta forma de sociedad es, generalmente, la elegida para constituir empresas de escalas muy grandes hasta medianas, pero difícilmente es el tipo seleccionado para la creación de una empresa muy pequeña.

Sociedades de Responsabilidad Limitada

Las S.R.L. son las más apreciadas para iniciarse en la actividad con una firma de dimensiones más reducidas.

A diferencia de las S.A., en este tipo de sociedades no se exige un mínimo de capital inicial, sino que este debe armonizar con la magnitud y la significación de la compañía.

La responsabilidad individual de los socios se establece con ajuste a las cuotas de capital social que suscribe cada uno.

Sus requisitos de constitución son más simples que los de una S.A. y los gastos de creación son menores. También gozan de algunas ventajas impositivas respecto de las S.A. pero, como obstáculo, no pueden cotizar en Bolsa.

Las S.R.L. están exentas de realizar asambleas periódicas y de presentar sus estados contables a los entes reguladores, salvo que su capital social supere un cierto límite.

Sociedad por Acciones Simplificada

Este tipo de sociedades se impulsaron con el propósito de promover inversiones y alentar la realización de emprendimientos.

Pueden ser unipersonales y la responsabilidad de cada socio se limita al capital accionario suscrito. El capital inicial es muy moderado ya que equivale a dos salarios mínimos.

Toda la tramitación es muy simple y puede realizarse digitalmente, así como las reuniones pueden hacerse de manera virtual y los libros contables llevarse por medios digitales.

Es un claro esfuerzo por modernizar toda la estructura societaria en función de los entornos digitales que proveen las nuevas tecnologías.

Tal vez te interesa leer: e-Commerce Argentina: Tendencia entre las pymes

Conclusión

La forma societaria elegida para un emprendimiento dependerá de ponderar el área de negocio, el número de socios, el capital disponible y las expectativas generadas.

Recuerda que toda la información que necesitas para hacer crecer tu pyme la encuentras con nosotros, somos Elegir Seguro